,

Una ciudad comercial tras los orígenes de la industria

HISTORIA 

Ma. Celeste Armas

Lic. en Historia

Son muchas las inquietudes que surgen cuando nos preguntamospor los orígenes dela industria en nuestra ciudad, sus inicios, sus cuándo, sus dónde y sus porqués. Hoy la historia de la ciudad, cada vez más, pide ser contada y es desde el presente que debemos interrogar al pasado.

Mucho conocemos de la trayectoria comercial de Río Cuarto, pero cabe preguntarnos ¿en qué momento de su historia inicio la industria? ¿Qué tipo de industria? Es importante considerar la industrialización va a la par de un proceso que en nuestro país comienza a vislumbrarse a partir 1880: la modernización. Este proceso,relacionado con la conformación del Estado, la incorporación de la economía agroexportadora al mercado mundial, la inversión de capitales extranjeros y la llegada de europeos a nuestro país, implica -y es causa y consecuencia a la vez-, reformas urbanas necesarias para propiciar avances en el comercio y la industria local, como la ampliación servicios, el adoquinamiento, el agua corriente o alumbrado público. Para aquella época, mientras ciertos centros urbanos –como Buenos Aires y Rosario- daban pasos iniciales a la conformación del sector industrial -que tomará impulso en el siglo XX-, la provincia de Córdoba atravesó a finales de siglo XIX un proceso de “Industrialización fallida” –  en términos de Waldo Ansaldi-. Los intentos de fortalecer su industria mediante inversiones en un mercando diferenciado del sector agropecuario se vieron frustrados por diferentes causas como la crisis financiera de 1890 y elementos propios de una sociedad tradicional que se resistían al advenimiento de un proceso de modernización.

Río Cuarto no escapó a este escenario, la crisis se materializó en el letargo de ciertas obras públicas iniciadas en la ciudad como el matadero municipal, el Hospital Público y el inicio de un nuevo plan urbanístico. Se conoce que muchas de las deudas municipales contraídas en aquella época fueron saldadas por empréstitos privados acordados con personalidades locales como Salvador Jorba, Ambrosio Olmos o Bernardo Lacasse.

Finalizando el siglo XIX, tras un aumento demográfico y un incremento en el consumo interno, crece paulatinamente la inversión en bienes importados. Buenos Aires y Rosarios se convirtieron en principales proveedores de bienes y abastecedores de un mercado interno –ayudados por la llegada del ferrocarril y la vinculación del mismo a los centros agrícolas más importantes del interior-. Pero también, para 1912 el aumento en el consumo de bienes de lujo –como jabones, aceites de oliva, cigarros o carros- dio paso a pequeños talleres locales orientados a la fabricación de los mismos. Aun así, pareciese que en la provincia de Córdoba y particularmente en Río Cuarto, los procesos se daban a contra reloj, pese a estos pequeños inicios, la centralidad de Bs As y sus vínculos con el poder local, generaba un aumento mayor en la producción de bienes de primera necesidad, para satisfacer la economía agro-exportadora.

En Río Cuarto, a diferencia de otros centros con fuerte origen en el sector comercial, reside cierta particularidad: el llamado Comité de Comercio, creado como agrupación política en 1916,  tuvo fuerte presencia en el poder local hasta la década de 1940, presentándose en sucesivas instancias electorales y obteniendo cargos municipales.En su trayectoria le competían no sólo las decisiones económicas, sino también muchas decisiones implicadas en el accionar político local. En 1921 dicho Comité comienza a vislumbrar ciertas rispideces a su interior, quienes buscan velar por los intereses del sector y quienes buscaban mediante alianzas políticas, sobre todo con el radicalismo, apostar a nuevos proyectos.

Al analizar las guías locales a través del tiempo, visibilizamos la distinción de aquellos comerciantes que inicialmente acceden a la t

 

ierra y luego invirtieron en comercios, de aquellos que realizan el movimiento inverso-invierten en comercios o pequeños talleres y luego en tierra-. Es en la trayectoria de estos últimos sujetos que podemos encontrar los primeros talleres manufactureros a partir de 1904, desde todo lo orientado al rubro de alimentos, hasta fábricas de Sombreros, Licores, jabón  y velas, Cigarrerías e Imprentas, fábrica de Soda o carruajes. Bienes de lujo y orientados al consumo que se verán sesgados una década después por grandes empresas en cadenas -de Santa Fe o Buenos Aires- impidiendo el crecimiento local, como el Molino Fenix, Casa Ripamonti o Remedi-Rotondi.

Será a finales de la década de 1940 cuando la ciudad comience a fortalecer su industria, apostando a nuevos capitales y vínculos regionales, luego del modelo se sustitución de importaciones y acompañando a la lógica nacional. Para 1950 el sector agropecuario de la ci

udad motivaba el sostenimiento de un comercio y una industria que hasta el momento no superaba el rubro alimenticio, exceptuando algunas singularidades. Una mirada retrospectiva nos invita a preguntarnos qué ocurrió con aquel inicial crecimiento industrial, por qué no fue incrementando, y replantearnos si los sectores económicos de la ciudad poseen autonomía o sus decisiones van ancladas al escenario Nacional respondiendo a determinados intereses locales. ¿Será posible algún día lograr el anclaje de dos sectores que llevarían a la ciudad a un fuerte crecimiento a partir de cambios profundamente estructurales? Más preguntas y cada vez más cerca de las respuestas…

Son muchas las inquietudes que surgen cuando nos preguntamospor los orígenes dela industria en nuestra ciudad, sus inicios, sus cuándo, sus dónde y sus porqués. Hoy la historia de la ciudad, cada vez más, pide ser contada y es desde el presente que debemos interrogar al pasado.

 

Mucho conocemos de la trayectoria comercial de Río Cuarto, pero cabe preguntarnos ¿en qué momento de su historia inicio la industria? ¿Qué tipo de industria? Es importante considerar la industrialización va a la par de un proceso que en nuestro país comienza a vislumbrarse a partir 1880: la modernización. Este proceso,relacionado con la conformación del Estado, la incorporación de la economía agroexportadora al mercado mundial, la inversión de capitales extranjeros y la llegada de europeos a nuestro país, implica -y es causa y consecuencia a la vez-, reformas urbanas necesarias para propiciar avances en el comercio y la industria local, como la ampliación servicios, el adoquinamiento, el agua corriente o alumbrado público. Para aquella época, mientras ciertos centros urbanos –como Buenos Aires y Rosario- daban pasos iniciales a la conformación del sector industrial -que tomará impulso en el siglo XX-, la provincia de Córdoba atravesó a finales de siglo XIX un proceso de “Industrialización fallida” –  en términos de Waldo Ansaldi-. Los intentos de fortalecer su industria mediante inversiones en un mercando diferenciado del sector agropecuario se vieron frustrados por diferentes causas como la crisis financiera de 1890 y elementos propios de una sociedad tradicional que se resistían al advenimiento de un proceso de modernización.

Río Cuarto no escapó a este escenario, la crisis se materializó en el letargo de ciertas obras públicas iniciadas en la ciudad como el matadero municipal, el Hospital Público y el inicio de un nuevo plan urbanístico. Se conoce que muchas de las deudas municipales contraídas en aquella época fueron saldadas por empréstitos privados acordados con personalidades locales como Salvador Jorba, Ambrosio Olmos o Bernardo Lacasse.

Finalizando el siglo XIX, tras un aumento demográfico y un incremento en el consumo interno, crece paulatinamente la inversión en bienes importados. Buenos Aires y Rosarios se convirtieron en principales proveedores de bienes y abastecedores de un mercado interno –ayudados por la llegada del ferrocarril y la vinculación del mismo a los centros agrícolas más importantes del interior-. Pero también, para 1912 el aumento en el consumo de bienes de lujo –como jabones, aceites de oliva, cigarros o carros- dio paso a pequeños talleres locales orientados a la fabricación de los mismos. Aun así, pareciese que en la provincia de Córdoba y particularmente en Río Cuarto, los procesos se daban a contra reloj, pese a estos pequeños inicios, la centralidad de Bs As y sus vínculos con el poder local, generaba un aumento mayor en la producción de bienes de primera necesidad, para satisfacer la economía agro-exportadora.

En Río Cuarto, a diferencia de otros centros con fuerte origen en el sector comercial, reside cierta particularidad: el llamado Comité de Comercio, creado como agrupación política en 1916,  tuvo fuerte presencia en el poder local hasta la década de 1940, presentándose en sucesivas instancias electorales y obteniendo cargos municipales.En su trayectoria le competían no sólo las decisiones económicas, sino también muchas decisiones implicadas en el accionar político local. En 1921 dicho Comité comienza a vislumbrar ciertas rispideces a su interior, quienes buscan velar por los intereses del sector y quienes buscaban mediante alianzas políticas, sobre todo con el radicalismo, apostar a nuevos proyectos.

Al analizar las guías locales a través del tiempo, visibilizamos la distinción de aquellos comerciantes que inicialmente acceden a la tierra y luego invirtieron en comercios, de aquellos que realizan el movimiento inverso-invierten en comercios o pequeños talleres y luego en tierra-. Es en la trayectoria de estos últimos sujetos que podemos encontrar los primeros talleres manufactureros a partir de 1904, desde todo lo orientado al rubro de alimentos, hasta fábricas de Sombreros, Licores, jabón  y velas, Cigarrerías e Imprentas, fábrica de Soda o carruajes. Bienes de lujo y orientados al consumo que se verán sesgados una década después por grandes empresas en cadenas -de Santa Fe o Buenos Aires- impidiendo el crecimiento local, como el Molino Fenix, Casa Ripamonti o Remedi-Rotondi.

Será a finales de la década de 1940 cuando la ciudad comience a fortalecer su industria, apostando a nuevos capitales y vínculos regionales, luego del modelo se sustitución de importaciones y acompañando a la lógica nacional. Para 1950 el sector agropecuario de la ciudad motivaba el sostenimiento de un comercio y una industria que hasta el momento no superaba el rubro alimenticio, exceptuando algunas singularidades. Una mirada retrospectiva nos invita a preguntarnos qué ocurrió con aquel inicial crecimiento industrial, por qué no fue incrementando, y replantearnos si los sectores económicos de la ciudad poseen autonomía o sus decisiones van ancladas al escenario Nacional respondiendo a determinados intereses locales. ¿Será posible algún día lograr el anclaje de dos sectores que llevarían a la ciudad a un fuerte crecimiento a partir de cambios profundamente estructurales? Más preguntas y cada vez más cerca de las respuestas…

 

,

Hecho en Río Cuarto

2 de Septiembre Día de la Industria Nacional 

Visibilizar el potencial productivo que tenemos como región identificando con orgullo las marcas que muestran lo “Hecho en Río Cuarto” nos demuestra la cultura del esfuerzo, la industria y la producción que tenemos como sociedad.

Descubrir el esfuerzo industrial como parte de nuestra identidad conformada por la producción agropecuaria y la universidad púbica nos permite encontrarnos con un Río Cuarto industrial que produce y asoma al mundo con un fuerte enraizamiento local, sin perder las particularidades y la historia. En estos rasgos de identidad es donde debemos comenzar a pensar las herramientas para el crecimiento y el desarrollo del potencial de nuestra ciudad.

”Necesitamos pensar en las particularidades de nuestra región como una oportunidad realizando una alianza estratégica con el sector agropecuario. Ser Capital Agroalimentaria requiere el desarrollo de proveedores y cadenas de valor que genera impacto en toda la industria. Creemos que para que haya un genuino desarrollo regional es preciso un sólido respaldo metalúrgico.” Jorge Picco Pte. Cámara de Industriales Metalúrgicos

La competitividad y el modelo productivo no es el resultado del esfuerzo de una única empresa o una cámara empresaria, no alcanza con una decisión de un buen gobernante. Construir políticas públicas para enfrentar el desempleo, la fragmentación, el impacto ambiental producto de la actividad humana, el costo Córdoba y el costo Río Cuarto surge de espacios de consenso y concertación que permitan enfrentar los desafíos de un mundo global.

Nuestra sociedad está en evolución superando tenciones como campo o industria, tecnología o empleo, competitividad o salarios.  La clave para desarrollo de la Capital Agroalimentaria, la ciudad agroindustrial, es salvar estas tenciones con responsabilidad social avanzando hacia un diseño inteligente y democrático.

 “Venimos trabajando es crear un espacio de resonancia y articulación de la industria, los temas de coyuntura nos desvelan pero necesitamos pensar estrategias para el desarrollo, la educación y la competitividad si queremos avanzar hacia los desafíos del futuro.-” Atilio Lunardi Vicepresidente de Industria CECIS

En la era de la cuarta revolución industrial los puestos de trabajo, las empresas y los propios usuarios no serán los mismos, habrán cambiado y con ellos los entornos productivos y sociales, cambiarán los materiales, las formas de producción y la propia vida en la ciudad. Desarrollar herramientas educativas, legislativas, productivas para tomar los cambios como oportunidades en vez de amenazas rescata la profunda identidad industrial que contiene nuestra ciudad.

Necesitamos desarrollar estrategias para la mejora de la competitividad convertir nuestras ventajas comparativas en ventajas competitivas. Para ello es necesario repensar políticas públicas como el costo cero a la inversión, reducción del costo Córdoba y el Costo Río Cuarto, mejorar infraestructura y servicios, generar un plan estratégico de educación técnica, mejorar la asociatividad empresaria y hacer marca de lo “Hecho en Río Cuarto”, pensar urbanísticamente una ciudad sustentable que contemple el desarrollo productivo y lo acompañe, acompañar al sector industrial en el reclamo de medidas contra cíclicas buscando eficiencia fiscal y disminución de la presión tributaria sobre todo a la inversión, abordar discusiones de fondo como tarifas, transporte, litigiosidad laboral.

 “Pensar en un Centro Tecnológico que permita vincular, no un sector productivo, sino articular toda la industria desde el conocimiento, la innovación tecnológica y el desarrollo de servicios que asistan a las empresas es el sueño y el trabajo que nos desvela desde la creación del Aula Digital en el marco de la estrategia educativa metalúrgica. Pero este esfuerzo no debe ser atomizado y duplicado, sino articulado con objetivos alcanzables y medibles.-“ Juan Giacobone Vicepresidente Cámara de Industriales Metalúrgicos

Es por tanto necesaria una firme voluntad de articulación jurisdiccional entre Municipio, Provincia y Nación para el desarrollo de políticas públicas que puedan ser planificadas estratégicamente, consensuadas, mensurables, evaluable generando un contexto institucional que produzcan un ciclo de mejora continua basándose en indicadores para poder conocer de donde partimos, hacia donde vamos, el costo y el valor agregado que generamos para la comunidad del Gran Río Cuarto y el sur provincial.

,

Avanza Pool de compras para la mejora de la competitividad

La Cámara de Industriales Metalúrgicos de Río Cuarto participo en la ciudad de Córdoba del lanzamiento del Pool de Compras metalúrgico organizado por la CIMCC. En la ocasión empresas representantes del Sur provincial plantearon su voluntad de integrar dicha estratégica y comenzó un trabajo articulado de la Comisión Directiva de la Cámara con el fin de promocionar esta iniciativa que no solo persigue el objetivo de reducir costos de compras, a su vez busca profesionalizar a las áreas de compras, a los empresarios y mandos medios, mejorar calidad y logística en el proceso de compras..

Esta es una excelente oportunidad para desarrollar un trabajo asociativo que mejore todo el tejido productivo con un marco de profesionalismo y confidencialidad.

Los invitamos a participar del Pool de Compras de la CIMCC, proyecto co-financiado por el Fondo de Competitividad de ADEC.

El mismo tiene como objetivos principales:

* Mejorar la competitividad de las empresas

* Promover la profesionalización de las áreas de compras de las PyMEs metalúrgicas de Córdoba

* Desarrollar un plan de sensibilización en la temática de generación de Pools de Compras

* Desarrollar un protocolo de trabajo y/o reglamento interno

* Realizar una primera compra conjunta

Este proyecto constará de dos etapas:

1. Capacitación / Relevamiento de las necesidades y estandarización / Solicitudes de cotizaciones y comparativas

2. Negociación, Cierre / Coordinación, Logística /Medir resultados: ahorros, condición de pago, calidad, tiempos, procesos, etc./ Conclusiones y aprendizaje.

Inscripción: 

Como próximos pasos, aquellas empresas interesadas en participar del Pool de Compras deben completar el siguiente cuestionario hasta el 17 de agosto: https://goo.gl/forms/eyIXx6OYPNthvPl83

Recordamos que este cuestionario es ABSOLUTAMENTE CONFIDENCIAL y tiene como objetivo recolectar datos e información sobre el proceso de compras de las empresas interesadas en formar parte del Pool de Compras de la CIMCC.

Por cualquier consulta estamos a disposición.

¡Gracias por su participación!

, ,

Nuevas Autoridades

El día jueves 19 de Abril se desarrollo la Asamblea General Ordinaria de la Cámara de Industriales Metalúrgicos de Río Cuarto quedando como Presidente Jorge Picco, Vicepresidente Juan Giacobone,  Secretario: Ezequiel Molina, Tesorero: Carlos Fuentes, Primer vocal: Pablo Tacca, Segundo vocal: Podversic Ezequiel, tercer vocal Giralda Guillermo. Como vocales suplentes: Julio Sola Andrés Fernandez y Ariel Rasger Nichea. Como revisores de cuentas: Omar Oses, Darío Rattini y Hector Cingolani.

Luego de la asamblea se realizó una cena de camaradería donde participo entre otras autoridades Pablo Vasquetto presidente del CECIS. En la misma se presentó la Revista Anuario Metalúrgico dirigida a la comunidad industrial de Río Cuarto la cual busca retratar las acciones y el pensamiento de la Cámara en torno del Desarrollo Agroindustrial y metalmecánico de la zona.

 

 

, , , ,

Conferencia: Herramientas para el desarrollo productivo

-Disparadores para una hoja de ruta-

El día sábado 10 de Junio a las 15 Hs se presentará el panel “Herramientas para el desarrollo” en el marco de la I Expo Industrial Gran Río Cuarto.

Dicho evento contará con la presencia de 2 destacadas figuras de nivel nacional. La Lic. Ana Lina Siertz coordinadora de la incubadora de empresas “Vivero Metalúrgico” de la Cámara de industriales metalúrgicos y componentes de Córdoba y el Lic. Matías Fernández referente de la Red de centros tecnológicos de la Asociación de industriales metalúrgicos de la República Argentina (ADIMRA) quien desarrollará el tema de I+D orientado a generar valor para la empresa desde los centros de servicios y formación.

En la ocasión también estarán presente como expositores referentes de Jóvenes Empresarios CECIS, el Clúster Tecnológico y la UNRC quienes desarrollan proyectos de incubación y vinculación tecnológica para potenciar el desarrollo económico.

Luego de las exposiciones de experiencias en clave de generar disparadores para pensar el desarrollo se abrirá el debate entre las instituciones del cual se pretende formar una un minuta que sirva como hoja de ruta para el trabajo inter-institucional que se viene desarrollando desde la Mesa TIC, Gran Río Cuarto.

, , ,

Jornada Crédito para la Formación Profesional

El día 23 de mayo se realizó una charla sobre “Crédito para la Formación Profesional”, organizado por la Gerencia de Empleo y Capacitación Laboral (GECAL), en donde se brindó información sobre este instrumento destinado a financiar proyectos de capacitación presentados por empresas, cooperativas y Cámaras empresariales para capacitar a los empleados de la empresa, como así también a personas desocupadas o que son estudiantes y pertenecen a programas del ministerio.

Al finalizar la ejecución de los proyectos, se presenta la rendición de cuentas a partir de la cual se emitirán los certificados para cancelar IVA, Ganancia Mínima Presunta, Impuestos a las Ganancias e Impuestos Internos.

Esta oportunidad de financiamiento cuanta con 3 líneas:

  • Curso de formación profesional.
  • Formación para certificación
  • Entrenamiento para el trabajo

La última línea trata sobre darle oportunidad a personas desocupada entre 18 y 24 años de edad que pertenecen a un programa del ministerio, que pueden ser de 1 a 6 meses de actividad, con 20 horas semanales, luego de este plazo la empresa puede ofrecerle empleo dentro de ella. Durante esos meses, la persona contará con un seguro de vida, y el aporte lo realiza el ministerio.

Para más información contactarse con Milagros Martorell, Coordinadora administrativa de la Cámara, de lunes a viernes de 9:00 a 17:00 hs. Tel: 4625058. e-mail: info@cimriocuarto.com

 

, , ,

Tele-conferencia: “Financiamiento de Exportación”

El día 22 de mayo se llevó a cabo la tele-conferencia Seminario de “Financiamiento de Exportaciones”, organizado por la Cámara de Industriales Metalúrgicos y ADIMRA, en la cual se brindó información sobre el financiamiento que ofrecen diferentes bancos, como en el caso del Banco BICE, Galicia, Ciudad, Macro, Nación, Santander y Superville.

Allí, cada uno, tuvo la oportunidad de dar a conocer sus opciones de financiamiento a la hora de exportar, los bienes que respaldan, ventajas y desventajas del sistema que se elige. También se presentó de las tasas de financiamiento y los plazos que tiene cada método.

El Banco BICE, por su parte, asume el riesgo total del impago, permite al exportador vender a largo plazo y competir en los mercados externos, otorgando condiciones de financiamiento al comprador.

El Banco Galicia beneficia sus clientes exportadores y productores de bienes y servicios destinados a la exportación, donde el monto a financiar es hasta un 100%, y lo hace a cualquier moneda de libre convertibilidad en el país.

El Banco Ciudad en líneas de comercio exterior brinda financiación de importaciones (plazo 180 días), Pre Financiación y Financiación de Exportaciones (hasta 360 días), Carta de Crédito y otorga garantía de pago.

El Banco Macro ofrece prefinanciación de exportaciones a corto y largo plazo, préstamo local y financiación a la promoción de exportaciones. Por el lado de los importadores, dan financiamiento a corto y largo plazo, y trabajan con el sistema Leasing.

El Banco Nación tiene tres mecanismos de cobro y pago internacionales: Ordenes de Pago, Cobranzas y Créditos Documentarios. Además, brindan Garantías Bancarias Internacionales; y financiamiento antes y después del embarque.

El Banco Santander presenta una forma de operar por internet el comercio exterior de la empresa, el cual se denomina “Online Banking Cash Management”, el cual tiene ventajas como realizar pagos al exterior, cobrar las exportaciones de bienes, consultar operaciones (incluyendo permisos de embarque y despachos). Este método es más simple y rápido.

El Banco Superville, por su parte, brinda prefinanciación de exportaciones, financiación Post Embarque y descuentos de documentos.

Contamos con la presencia de Ignacio Aizpeolea Oficial Comex Zonal del Banco Nacion Argentina, delegación Rio Cuarto. El mismo, dejó sus datos de contacto para acompañar a las empresas locales:

Telefono 0358 – 4676677

Correo electrónico: 2930zce@bna.com.ar